La acción de Cáritas llega a más de 27.000 personas en Las Palmas en la primera mitad de 2015

Cáritas Diocesana de Canarias atendió durante el primer semestre de 2015 a un total de 8.873 personas de forma directa.  La acción que desarrollamos incide también en sus familias, por lo que podríamos señalar que ha habido 27.506 beneficiarios que representan familias de la provincia de Las Palmas que se encuentran en situación de exclusión social. Cáritas se conforma como uno de los referentes ante situaciones de necesidad después de los servicios sociales públicos. El 5,8% de los hogares ha acudido a Cáritas cuando ha necesitado ayuda.

Así se aseguró ayer miércoles 23 de diciembre, durante la presentación del «Análisis sobre Pobreza y Exclusión Social del Primer Semestre de 2015«, en la que participaron el Obispo de la Diócesis de Canarias, Francisco Cases y el director de Cáritas Diocesana de Canarias, Gonzalo Marrero.

Gonzalo Marrero apuntó a que «nuestro modelo de crecimiento económico no resuelve los problemas fundamentales de la integración social, de la pobreza o de la exclusión social.» La desigualdad ha incrementado un 11% con respecto al año pasado.

Los datos aportados por la Institución exponen que la exclusión social en la provincia de Las Palmas es cada vez más estructural. El número de personas que se encuentran en esta situación ha aumentado casi un 5% con respecto al primer semestre del año pasado, lo que implica que la mejora de los datos macroeconómicos no repercute en las condiciones de vida de los canarios que se encuentran en una situación de pobreza.

El perfil de las personas atendidas desde las Cáritas Parroquiales y las diferentes áreas y proyectos responde a las siguientes características: las mayoría son mujeres, de entre 40 y 49 años, con hijos a cargo o solas, con estudios primarios y de nacionalidad española.

En cuanto al nivel de estudios de las personas atendidas por Cáritas durante el primer semestre de 2015, los datos apuntan a que un 5,22% de las 8.873 personas atendidas no saben leer ni escribir (unas 463 personas) y que un 3% posee estudios universitarios.

Más de la mitad (51%) de las personas atendidas desde Cáritas carece de ingresos, lo que va muy relacionado con la alta tasa de protección del desempleo en Canarias. Un 47,92% de los desempleados en Canarias no percibe ninguna prestación o renta de inserción. El 81% de las personas atendidas se encuentra en una situación de desempleo y el 5% cuenta con un empleo precario.

El director de Cáritas Diocesana de Canarias explicó que se observa una precarización generalizada de los derechos.

Este primer semestre de 2015, se ha atendido a 1.019 personas en situaciones de sin hogar en la provincia de Las Palmas. Se calcula que en todo el archipiélago canario, viven unas 2.000 personas que se encuentran en esta situación.

El 74,33% de las personas que se acercaron hasta Cáritas recibió alimentos. Al 56,71% se les da respuestas intangibles como la escucha o el acompañamiento. Además, han aumentado las respuestas relacionadas con el empleo, la salud y la vivienda; todas ellas relacionadas con la forma en la que este modelo social se viene asentando, que recae en la precarización de los derechos sociales.

Todas estas respuestas se llevan a cabo desde las parroquias y los programas de Cáritas, tal y como expuso D. Francisco Cases. El Obispo de la Diócesis de Canarias apuntó a que “a pesar del mensaje de que hemos salido de la crisis, la mejora de la economía no tiene los mismos efectos para todos. Por ello, es necesaria la presencia de Cáritas en la sociedad al lado de los más pobres.«

También se presentó hoy la nueva campaña que Cáritas va a lanzar a nivel confederal “Ayer, Hoy y Mañana”. A través de esta campaña, se quiere hacer constar el compromiso de Cáritas con los más desfavorecidos. Cáritas ha estado, está y estará siempre junto a los más vulnerables, denunciando las desigualdades y facilitando la promoción de los derechos y la lucha contra la pobreza y la exclusión. Durante estas fechas señaladas y bajo el lema «Esta Navidad ¡Hazte de Cáritas!«, se hace un llamamiento a la solidaridad de los canarios, cuya colaboración se torna imprescindible para que la Institución pueda seguir asumiendo la respuesta a las necesidades de los más desfavorecidos.

Introduzca el importe a donar sin decimales.