Magia, humor y música acercan el arciprestazgo de Teror con Monguel, en Mauritania

La solidaridad no siempre se manifiesta de la misma manera. El grupo de Cooperación Fraterna de Cáritas del arciprestazgo de Teror, eligió el pasado viernes el humor, la magia y la música como caminos para acercar un poquito más la Villa Mariana y Valleseco a la región de Monguel, en Mauritania. Con puntualidad casi británica, comenzó la gala benéfica con la finalidad de recaudar fondos para colaborar con este espacio de África y, como no, para dar a conocer un poquito más la realidad que se vive a unos escasos cientos de kilómetros de las medianías.

 

La proyección de un vídeo y una exposición fotográfica trajeron no sólo los rostros y los paisajes del este del continente, también se pudo conocer la labor y el trabajo que gracias a las solidaridad de todas aquellas personas que colaboran en el desarrollo social y humano de Monguel.

Con unos presentadores elegidos especialmente para la ocasión que supieron rellenar los espacios entre actuaciones con mucho humor y hasta la celebración de un cumpleaños, la gala recorrió el mundo de la magia de la mano de Mago Pitón; las risas llegaron con La Livina y Ferrico, payasos que se dedicaron a la improvisación y que casi no dejaron títere con cabeza entre los presentes; la música de Los hermanos Thioune trajeron los ritmos africanos y, para cerrar, Échale Gofio, banda formada por unos cuantos amigos que amenizaron la verbena que sirvió para cerrar el encuentro.

Como no podía ser de otra forma, los presentes terminaron bailando en el salón del Club de Pensionistas de Teror, desde donde volaron los aplausos y los abrazos hasta otro rincón del planeta que desde el viernes está menos distante.

Leave a Reply

Introduzca el importe a donar sin decimales.