El desmantelamiento del sistema de protección social, principal problema de las familias

El principal problema con el que se encuentran las familias de la provincia de Las Palmas es el debilitamiento que el sistema de protección social sufre, lo que conlleva que aumenten las necesidades económicas suficientes para garantizar la subsistencia y las necesidades de redes de apoyo social y familiar. Esta es una de las conclusiones del análisis de la realidad de las familias que ayer se presentó en el Paraninfo de la ULPGC por parte de Cáritas.

Según los datos recogidos por el estudio elaborado por el Área de Familia de Cáritas Diocesana de Canarias, la mayoría de las familias atendidas desde Cáritas presentan un grave problema de causado por el debilitamiento progresivo del sistema de protección social en todas sus variantes. Pero el dato más sorprendente es que se confirma que lo que más se demanda es un espacio de escucha, orientación y acompañamiento, un indicador que aparece destacado por primera vez en la última memoria de Cáritas Diocesana de Canarias, y que muestra la necesidad de las personas en ser atendidas y sentirse acompañadas en un proceso tan complicado que les dirige hacia la exclusión social.

Otros datos de relevancia son las demandas recogidas, donde destaca una mayor dotación presupuestaria y de personal para el funcionamiento de los recursos públicos y privados, la mejora del sistema de protección social y la necesidad de un mayor esfuerzo en formación.

En cuanto a la valoración de la respuesta ofrecida por la institución, los espacios de encuentro y talleres de trabajo con familias, aparece como la respuesta más destacada. No obstante, sigue siendo muy valorada la atención individualizada.

En el encuentro estuvieron también presentes María Martínez y Javier Baeza, responsable del área de Familia de Cáritas Española y sacerdote párroco de Madrid, respectivamente.

María Martínez destacó la importancia de la calidad de la atención, pero también de la calidez con que se tratan a las personas desde Cáritas. “Los detalles”, dijo, “son fundamentales para que la persona se sienta acogida”.

Por su parte, Javier Baeza disertó sobre la familia desde el punto de vista evangélico. “Lo que vincula a la familia de Jesús”, aseveró, “es el seguimiento de un estilo de vida. En el caso de Jesús, los cristianos estamos llamados a entregar la vida para dar la vida”.

 

Leave a Reply

Introduzca el importe a donar sin decimales.